martes, mayo 03, 2005

Pensé en tí


Pensé en el cielo, mujer
y al instante se colmaron
mis labios de tus caricias,
te imagine, tan soberana de mis besos,
tan reina de mi tiempo
pensé en tu rostro, en tu nombre
mis días y noches
fueron pronunciados entre versos,
tanto así, que te supuse impregnada a mí,
con el deseo de nuestros cuerpos,
de nuestros labios,
tomándose sin mesura, sin recelo,
nos devoramos más haya,
de la raíz de nuestras palabras,
más haya de donde inicia,
el palpitar de nuestra alma,
Pensé en ti mujer,
y te bese con mi piel
hasta el ultimo rincón de tu existir,
te bese hasta descubrir,
en tus ojos, lo sublime,
hasta colapsar nuestros cuerpos,
en un frenético ir y venir,
que dieron forma a delirantes olas
de pasión nocturna...
Pensé en el cielo, amor,
y todo coincidió en ti, mujer

Marcass