martes, julio 12, 2005

un anhelo del corazón

09 de Julio de 2005.


I

En el descubrirme.

Porque todo es un ciclo divertido, un camino de subidas y bajadas; sonrisa y llanto que en mi interior sabe a plenitud, a besos no dados, a pasión y temor que transcurre y me acompañan.

Es por todo ello y por cariño a ti (amiga / hermano), que me atrevo a sonreírte, a acariciarte, a rozar suavemente tu rostro y la forma de tus ojos, porque hoy, en este instante, me encuentro enamorada, por todo esto gracias.

Mirando dentro y fuera, la aventura comienza, voy soltando poco a poco, cuerdas que en algunos instantes me atan, entonces ¨decido¨ liberarme. Poco a poco tú me ayudas con suavidad, en tu silencio y en tu paso tranquilo, porque eres bella(o) y sencilla(o), porque me entiendes y sé que me tienes cariño.

Tres estrellas brillantes y sabias se abren y me lleno de su calidez, de su peculiar manera de ser, y existir, porque de nuevo estoy sedienta, ávida de ser amada y rescatada, en la búsqueda de mi meta, que este corazón reclama.

Es entonces cuando lo inimaginable brota, cuando los brazos de las estrellas se hacen grandes y su calor me llena, siento un inmenso cariño, un preciado regalo, que me acaricia y recorre, que me divierte y quiere, estoy sonriendo desde el fondo de mis ganas, entonces supongo que tu también eres feliz, también sientes paz, amor y caricia.

Me estoy integrando contigo, incluyéndonos en esta aventura, conociendo tu sentir, descubriendo mi cuerpo, mente y espíritu, ahora soy tu. Tus manos están en mi, y las mías en ti, la luz tenue nos guía y el sonido musical de una voz sabia nos abraza, estamos bien, porque es entonces cuando vivo, cuando existo, cuando soy...

II

No puedo dormir mil ideas me toman, juegan conmigo, me están sacudiendo, busco la salida pero giro rápidamente en mi cabeza y no hay descanso, así que me quedo en ello, las canciones aparecen, estoy multiplicando experiencias, te miro tranquila(o) descansando, quisiera hacer lo mismo, pienso en lo sencillo que puede ser entender mi organismo, y descubro que lo simple me avergüenza, entonces, quedo en ello. Sigo activa, vuelta tras vuelta, giro tras giro, sigo cantando y multiplicando, solo en instantes duermo y despierto excitada porque el tiempo transcurre lento, también estas despierta, te acomodas tus lentes, me miras, no se que puedes ver en mi pero me agrada, soy tan feliz cuando tocas mi brazo y me dices estoy contigo, que hago lo mismo; a unos pasos ella descansa tan dulce, tan amada, está cubierta, y descansa; a mi lado él ronca tranquilo, pienso que ese sonido es bello, lo disfruto mucho. Es cierto tuve temor pero no soy el temor, tuve deseo, pero no soy el deseo, tuve inmensa tristeza pero no soy la tristeza, más lo que soy, me permite observar y seguir sonriendo, seguir en constante movimiento.

Mi celular indica la hora de levantarse, corro dormida con un sitting express y light a apagarle, que vergüenza he tirado tu cámara, observo las disculpas y lo ridícula que ¨soy¨ todo esta bien y dormimos de nuevo ( Sálvame del silencio, sálvame de la oscuridad, sálvame lo que siento, sálvame de la soledad) se repite en mi mente una y otra vez esta canción que apenas conozco pero me agrada.

Mágicas manos, sanan heridas, de mi piel y de mi interior, son suaves, calientes y exactas, entonces me dispongo a morir, a quedar plena, y relajada, en esta dirección tranquila sin prisa y sin temor, algo quería más, (insaciable de mí) terrible perversión que pasará. Los aromas siguen por todas partes ¡riquísimos! Ahora lo sé ¡es riquísimo!, me descalzo para entrar y volver a verles brillantes y tibios, el reflejo de tu luz se queda en mi mente; La noche anterior descubrí, estrellas, piedras preciosas, joyas, colores girando, en un calidoscopio que antes me habías descrito, ahora te veo como llama ardiente. Envueltos en una esfera juguetona, quiero incluirles, ser con ustedes.

III

Mario.
Ah llegado un astro resplandeciente, que con todas las ganas nos abraza, esta contento y su trabajo es el nuestro, ahora es un líder que ha avanzado. ¿ Y que creen? ...es fuerte, es dulce, sigue siendo un niño, que con una mirada descubre la intención y me salva, esta lleno de aventura y camino, realmente me sorprende.

Valeria.
Amiga mía no tengas miedo, ni tristezas, tu hablas con seguridad, fluyes y eres, un instante fui cobarde y rehusé a la idea de acercarme, pacientemente espere el momento de sentirme con la libertad de abrazarte y besarte con cariño, así que lo hago y te siento suave y hermosa, y te quiero mucho mucho, me obsequiaste sonrisas, algunas criticas ¨por ser latosa¨ y entonces quise acompañarte, descubrirme contigo, gracias por preocuparte por mi situación, gracias por escucharme, gracias por compartirme un cigarrillo.

Andrés.
Escuchar, escuchar con atención, permitir que en mi se haga, y entonces pasa, se abre una puerta y un aire con aroma a café se asoma y me saluda, me sostengo de un barandal y me dispongo a subir los escalones, con la expectativa en mi, y sin importar lo que haya, lo que pase, permitirme estar y quedar en mi, te quiero y el dulce de tu mirar me sana. Gracias.

Lucia.
Las horas o lo que llamo tiempo se disuelve tranquilo, hoy no hay una carrera, no hay un grito, ni siquiera esta el desgano, casi voy brincado feliz porque hoy estas conmigo, porque puedo escucharte y abrazarte porque si me permito puedo aplastarte y decirte que te quiero, acompaño tu sonrisa enamorada, ese modo de sonreír cuando abres tu boca y no hay sonido para los oídos, pero para mi corazón y sentir lo es todo.




Y este encuentro de amigos y hermanos, tomados de la historia, de un espacio repetido que una vez fue tinta en papel y ahora es un hecho vivido, porque mis pies sienten la humedad y veo tomando el sol sobre la roca, a esa lagartija verde y azul que vigila, esta alerta, entonces tomo mi lugar y camino por la cañada buscándote, cuando tu también eres agua, hierba, vida, y existo, ¡existimos!, Mis ojos ven, ven que la fuente tiene agua clara, que esta vez no me detuve en el primer piso de la casa, que subimos; ven la energía recorrida, ven en el paisaje, miles de casas, con sus puertas y ventanas, y como reposo en mi puerta, en mi ventana, porque si permito el descubrirme, te descubres conmigo, así pues en un mantenerme, me dices que soy valiente, que yo puedo, mientras yo quiera ser.




2 Comments:

Anonymous Anónimo said...

You have an outstanding good and well structured site. I enjoyed browsing through it » » »

11:46 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Where did you find it? Interesting read » » »

5:23 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home